Cómo la 'agencia sexual' de la ONU utiliza la tecnología para salvar la vida de las madres

09/12/2022

Cómo la 'agencia sexual' de la ONU utiliza la tecnología para salvar la vida de las madres

Hacia el final de 2020, en un viaje de trabajo a Chocó, Colombia, Jaime Aguirre se cruzó con una niña —quizás de 11 o 12 años— que cargaba a un recién nacido.

"¿Este es tu bebe?" preguntó Aguirre. Sí, dijo ella. Él estaba sorprendido. "¿Puedo preguntarte, lo siento, por qué quedaste embarazada tan joven?"

“Mi novio de entonces me dijo que la primera vez que tienes sexo no te quedas embarazada”, dice que ella le contestó.

Aguirre es coordinadora de innovación del Fondo de Población de las Naciones Unidas (UNFPA) en Colombia, una agencia de derechos humanos enfocada en la salud reproductiva. Es la “agencia sexual” de la ONU, y Aguirre describe su trabajo como el refuerzo de la salud en su país mediante el apoyo a las nuevas tecnologías. Es especialmente importante hacerlos accesibles a los jóvenes, porque el embarazo es la principal causa de muerte entre las niñas de 15 a 19 años en todo el mundo, según datos de Save The Children y UNFPA.

Chocó es un área pobre con una gran población afrocolombiana y tasas relativamente altas de embarazo adolescente. La gente allí depende más de la partería tradicional que del sistema hospitalario, por lo que cuando conoció a la joven madre, Aguirre estaba allí para apoyar a Partera Vital o Partera Vital. El proyecto está implementando una aplicación móvil para ayudar a las parteras a registrar a los recién nacidos e identificar los factores de riesgo y las complicaciones que justifican la derivación urgente al hospital más cercano. Está destinado a combinar lo mejor de ambos mundos: preservar la sabiduría y la tradición de la partería con los datos y los recursos de la salud institucional. “La cultura de la innovación es muy importante para nosotros”, dice Aguirre.

“Creemos que somos uno de los secretos mejor guardados de la ONU”, dice Eddie Wright, representante de UNFPA. “Queremos que cada embarazo sea deseado, que cada nacimiento sea seguro y que cada joven alcance su potencial”. Esto significa ayudar a proporcionar a las personas en 150 países, incluidas las regiones que están en guerra, planificación familiar, control de la natalidad y chequeos de salud materna. En todo el mundo, la agencia ha innovado con Big Data, drones e incluso un robot en un esfuerzo por salvaguardar la salud y los derechos. He aquí un vistazo a algunos de los proyectos que están liderando.

Colombia

Cuando Aguirre regresó del Chocó, todavía pensaba en las altas tasas de embarazo adolescente y mortalidad materna del pueblo. Mitos sobre la salud reproductiva deber estar jugando un papel, pensó, e invertirlos debería ayudar. Así que se dispuso a identificar los que circulaban en las redes sociales.

“Así que obtuve mi R”, dice Aguirre, refiriéndose al lenguaje de programación, y escribió un código para extraer tweets en español de cualquier parte del mundo. “Encontré dos mitos muy rápido”, recuerda. “Y yo estaba muy preocupado”. Uno disuadía a las personas de ponerse DIU al afirmar que los recién nacidos podían salir con los dispositivos en la mano; otro recomendó hervir los condones y beber el agua para evitar el embarazo. Su equipo, que llamó al proyecto Taboo, amplió la escala y capturó 12.000 tuits de América Latina y España que retrataban mitos sobre la anticoncepción. Los clasificaron en 22 temas predominantes que iban desde decirle a la gente que no pueden contraer ITS a través del sexo oral hasta alentarlos a usar Coca-Cola como anticonceptivo.

Los datos, la metodología y los resúmenes del equipo ahora están disponibles en un sitio web destinado a mujeres jóvenes, educadoras y legisladoras, junto con infografías que desacreditan cada mito. Han compartido sus hallazgos con el Ministerio de Salud de Colombia y los funcionarios del distrito en Bogotá que diseñan programas de educación sexual. “El cambio de comportamiento no es algo que se pueda medir a corto plazo”, dice Aguirre, pero es optimista sobre el potencial de su proyecto.

Las Filipinas

Un equipo de UNFPA de Filipinas instituyó un proyecto similar durante los cierres de Covid. La nación tiene una de las tasas de embarazo adolescente más altas de Asia: en 2017, el 9 % de las jóvenes de 15 a 19 años tuvieron hijos. (La Comisión de Población y Desarrollo de Filipinas, conocida como PopCom, lo calificó de emergencia nacional). Casi una cuarta parte de las mujeres casadas y la mitad de las solteras del país tienen necesidades insatisfechas de planificación familiar.

“Nos dimos cuenta de que hay datos limitados y desactualizados sobre planificación familiar”, dice Leila Joudane, representante de UNFPA en Filipinas. Al igual que en Colombia, un equipo comenzó a recopilar comentarios en línea para obtener información más actualizada para complementar las encuestas demográficas del gobierno. Utilizaron Twitter y RH-Care.info, un sitio web educativo para el público filipino sobre salud reproductiva, y descubrieron que las personas se quejaban del escaso acceso a los anticonceptivos. “Fue un confinamiento muy estricto”, recuerda Joudane. “Mucha gente en línea tuvo muchos desafíos”. Compartieron estos datos con PopCom, que respondió distribuyendo anticonceptivos de puerta en puerta.

Si quieres conocer otros artículos parecidos a Cómo la 'agencia sexual' de la ONU utiliza la tecnología para salvar la vida de las madres puedes visitar la categoría Ciencia.

Otras noticias que te pueden interesar

Subir