Multicloud: 10 cosas que debe saber para navegar con éxito el cambio

Las cosas buenas no vienen sin esfuerzo. Y por una buena razón, la mayoría de las empresas que han alcanzado una cierta etapa de madurez en su viaje multinube, generalmente se han encontrado con eventos inesperados, pero el juego vale la pena.

Los beneficios de una combinación de nubes públicas, privadas e híbridas son obvios: obtener mejores precios para los servicios en la nube, ganar agilidad en la carga de trabajo, mejorar la resiliencia empresarial, por nombrar algunos. Sin embargo, seguro que muchas empresas ya se han preguntado qué podrían haber mejorado durante el proceso o qué les hubiera gustado saber antes. Para aquellos que todavía están en medio de una transición, aquí están las 10 cosas que deben saber para negociar mejor el turno.

1. El ransomware apunta a los datos de SaaS

Hasta hace unos años, los principales objetivos del ransomware eran los dispositivos de almacenamiento y los servidores de archivos locales. Hoy en día, el ransomware hace que estas iteraciones parezcan un juego de niños. Los atacantes de ransomware son cada vez más audaces y apuntan a herramientas de código abierto, aplicaciones de software como servicio (SaaS) y VPN. Por lo tanto, las empresas (con operaciones multinube en crecimiento) deben contar con una sólida estrategia de protección de datos para sus datos SaaS antes de trasladar sus cargas de trabajo a la nube.

2. Tenga en cuenta que hay tarifas de salida.

Los proveedores de la nube pueden cobrar tarifas de salida, en otras palabras, tarifas para mover datos fuera de la nube o de una nube a otra, más o menos. Esto no solo hace que sea más difícil, sino también más costoso, transferir datos y cargas de trabajo de un proveedor a otro. Muchas empresas se han sorprendido con estos costos, especialmente cuando tienen una estrategia de nube muy avanzada.

3. La empresa sigue siendo responsable de proteger sus datos, incluso en la nube

Por increíble que parezca, el 69 % de las empresas encuestadas creía recientemente que sus proveedores de servicios en la nube eran responsables de la protección y la privacidad de los datos. Esto no sólo es incorrecto, sino sobre todo peligroso. Los contratos que vinculan a los proveedores con las empresas estipulan que estas últimas siguen siendo responsables de la protección de sus datos. De esta brecha puede surgir una brecha significativa en términos de protección de datos en la nube.

4. Cumplir con las leyes de privacidad y soberanía de datos no es tan fácil

Cuando los datos se almacenan en la nube, a veces es difícil para las empresas saber dónde se encuentran físicamente. Este aspecto a veces complica la tarea de las empresas, que deben asegurarse de que los procesos de almacenamiento y protección de datos cumplan con las leyes locales vigentes (GDPR en particular) relacionadas con la confidencialidad y la soberanía de los datos. . Demasiadas empresas han pagado multas de cumplimiento por errores de datos basados ​​en la nube.

5. Analizar las necesidades de servicios y almacenamiento en la nube es fundamental

Por supuesto, es particularmente útil poder escalar las capacidades de cómputo y almacenamiento de los servicios de nube pública bajo demanda y, por lo tanto, pagar sobre la marcha. Sin embargo, las empresas deben ser capaces de anticipar las necesidades futuras y ajustar sus demandas de nube en consecuencia. Y por una buena razón, generalmente pagan más de lo necesario, debido a un mayor consumo de lo esperado inicialmente. Esta dimensión se verifica particularmente en el contexto de entornos multinube heterogéneos y más complejos.

6. Hay una verdadera brecha de habilidades

La escasez global de ingenieros de software, administradores de sistemas y otros capaces de crear soluciones utilizando tecnologías nativas de la nube no es nada nuevo. Las empresas están haciendo todo lo que pueden, incluso mejorando y renovando sus habilidades. Sin embargo, el déficit continúa amenazando y ralentizando su viaje a múltiples nubes.

7. Se debe anticipar el cambio cultural esencial

Para maximizar la inversión de las empresas en sus enfoques de nubes múltiples, los equipos deben adaptarse de manera constante y dinámica a las necesidades comerciales. Los equipos deben ser dinámicos, receptivos y colaborar más estrechamente para obtener alguna ventaja comercial.

8. La gobernanza y el control son complejos

La gobernanza era relativamente más fácil cuando la mayor parte de la infraestructura estaba en las instalaciones. Pero en los entornos multinube complejos de la actualidad, TI carece de visibilidad sobre el uso y el riesgo de los servicios en la nube. La adaptación de los procesos de gobernanza para incluir nubes públicas, privadas e híbridas es mucho más fácil de decir que de hacer.

9. El rendimiento de la nube es sorprendente

Dado que las empresas dependen cada vez más de los proveedores de servicios en la nube para almacenar sus datos y proporcionar la infraestructura necesaria para ejecutar cargas de trabajo, su negocio podría verse gravemente afectado por una interrupción. Por eso es importante que las empresas tengan una estrategia eficaz de copia de seguridad de datos y recuperación ante desastres que cubra sus entornos de nube, para minimizar las interrupciones en caso de una interrupción.

10 Proporcione protección de datos y copia de seguridad multinube unificada

A las organizaciones que distribuyen sus datos a través de cargas de trabajo físicas, heredadas y en la nube, a menudo les resulta difícil, requiere mucho tiempo y mucha energía comprender las especificaciones de las herramientas de monitoreo de cada proveedor. En este contexto, un enfoque unificado de la protección de datos permite identificar dónde se almacenan los datos críticos y proporciona una solución para recuperarlos rápidamente en caso de desastre.

El punto en común de estos 10 consejos es, sin duda, la planificación. Si esto es exhaustivo, no solo puede facilitar la implementación de cargas de trabajo en la nube, sino que también puede proporcionar cierta resiliencia en términos de protección de datos en la nube. Las organizaciones que tienen la combinación correcta de talento, herramientas, cultura, gobernanza y planificación de la resiliencia están en la mejor posición para minimizar los riesgos, los costos y la complejidad de su transición a varias nubes.

Salir de la versión móvil